enero 18, 2022

Winnie-the-Pooh, clásica de Hemingway, entre las obras que pasaron a ser de dominio público este 2022

Expertos en derechos de autor de la Universidad de Duke calculan que unas 400.000 grabaciones sonoras anteriores a 1923 pasarán a ser de uso público. #Sonora #Expresion-Sonora.com Tomado de http://rss.dw.com/rdf/rss-sp-all...

El querido libro infantil de A.A. Milne «Winnie the Pooh» y la novela clásica de Ernest Hemingway «The Sun Also Rises», junto con las películas protagonizadas por Buster Keaton y Greta Garbo, son algunas de las obras de 1926 cuyos derechos de autor expiraron este sábado (01.01.2022), por lo que ahora son de dominio público.

Las colecciones de poesía «The Weary Blues», de Langston Hughes, y «Enough Rope», de Dorothy Parker, también cumplirán 95 años y entrarán en el dominio público según la legislación estadounidense. 

Las películas mudas «Battling Butler», protagonizada y dirigida por Buster Keaton, «The Temptress», protagonizada por Greta Garbo, «The Son of the Sheik», protagonizada por Rudolph Valentino, y «For Heaven’s Sake», protagonizada por Harold Lloyd, también pasarán a ser propiedad pública. 

Y en virtud de la legislación del Congreso de 2018, las grabaciones sonoras de la primera zona de audio electrónico pasarán a estar disponibles. 

400.000 grabaciones sonoras

Los expertos en derechos de autor de la Universidad de Duke calculan que unas 400.000 grabaciones sonoras anteriores a 1923 pasarán a ser de uso público, incluida música de Ethel Waters, Mamie Smith, Enrico Caruso y Fanny Brice. 

Una vez que una obra entra en el dominio público, puede ser legalmente compartida, interpretada, reutilizada, reutilizada o muestreada sin permiso ni coste. 

El largo periodo de derechos de autor que se ha adoptado en Estados Unidos en las últimas décadas ha hecho que muchas obras que ahora pasarían a ser de dominio público se hayan perdido hace tiempo, porque no era rentable mantenerlas para sus propietarios legales, pero no podían ser utilizadas por otros. 

«El hecho de que las obras de 1926 estén disponibles legalmente no significa que estén realmente disponibles», dijo Jennifer Jenkins, directora del Centro para el Estudio del Dominio Público de Duke, en un post para celebrar el sábado el «Día del Dominio Público». 

«Después de 95 años, muchas de estas obras ya se han perdido o se están desintegrando literalmente (como ocurre con las películas y grabaciones antiguas), lo que evidencia lo que los largos plazos de los derechos de autor hacen a la conservación de los artefactos culturales», aseguró Jenkins.

FEW (AP)

#Sonora #Expresion-Sonora.com Tomado de http://rss.dw.com/rdf/rss-sp-all

A %d blogueros les gusta esto: