Una base militar estadounidense fue atacada con drones en el sur de Siria

Una base militar en el sur de Siria, donde tropas estadounidenses han mantenido presencia para entrenar fuerzas como parte de una amplia campaña contra el grupo Estado Islámico, fue atacada con drones el jueves, dijeron dos funcionarios estadounidenses a The Associated Press.

Un dron fue derribado, pero otro provocó heridas leves, dijo uno de los funcionarios, que habló bajo condición de anonimato para discutir el asunto antes de un anuncio oficial sobre el incidente.

El hecho sigue a ataques similares con drones en los últimos días contra bases estadounidenses y de la coalición en Irak en medio de una ira latente en la región después de que una explosión en un hospital de Gaza matara a cientos de personas.

La guarnición de al-Tanf en el sureste de Siria está ubicada en un punto delicado que los militantes respaldados por el régimen de Irán suelen utilizar para transportar armas al grupo terrorista Hezbollah.

Activistas de la oposición siria también dijeron el jueves que se llevó a cabo un ataque con drones contra una instalación petrolera en el este de Siria que alberga tropas estadounidenses.

– Anuncios –

Omar Abu Layla, un activista radicado en Europa que dirige el medio de comunicación Deir Ezzor 24, dijo que tres drones con explosivos atacaron el campo de gas de Conoco en la provincia oriental de Deir el-Zour, en la frontera con Irak.

Rami Abdurrahman, del Observatorio Sirio de Derechos Humanos con sede en Gran Bretaña, un observador de guerra de la oposición, confirmó que se escucharon cinco explosiones en el campo de gas de Conoco.

Estados Unidos derriba un dron turco armado después de que se acercara demasiado a las tropas estadounidenses en Siria

El pasado 5 de octubre, el Pentágono informó que el ejército estadounidense derribó un dron turco armado que se acercó a 500 metros de las tropas estadounidenses en el noreste de Siria, en un poco usual uso de la fuerza por parte de un miembro de la OTAN contra otro.

El general de la fuerza aérea Patrick Ryder, secretario de prensa del Pentágono, lo calificó de “incidente lamentable” y dijo que las tropas estadounidenses se vieron obligadas a ir a búnkeres por seguridad mientras Turquía bombardeaba objetivos cercanos.

El secretario de Defensa, Lloyd Austin, habló con su homólogo turco y destacó la importancia de una estrecha coordinación entre sus dos países para evitar cualquier riesgo para las fuerzas estadounidenses o para la misión de la coalición global de derrotar a los militantes del Estado Islámico en la región, dijo Ryder.

– Anuncios –

“La decisión se tomó con la debida diligencia y el derecho inherente de autodefensa a tomar las medidas apropiadas para proteger a las fuerzas estadounidenses”, dijo Ryder, y agregó que “no tenemos indicios de que Turquía estuviera apuntando intencionalmente a las fuerzas estadounidenses”.

En marzo, otro ataque con dron a una base militar de EEUU en el noreste de Siria mató a un contratista estadounidense, hirió a otro y lesionó a cinco soldados del ejército norteamericano.

“Un contratista estadounidense murió. Cinco soldados del ejército, más otro contratista estadounidense, resultaron heridos luego de que un vehículo aéreo no tripulado golpeara una instalación de mantenimiento en la base Coalición cerca de Hasakah, en el noreste de Siria”, dijo el Departamento de Defensa en un comunicado.

Los servicios de Inteligencia de Estados Unidos consideraron que el ataque fue de origen iraní, por lo que el secretario de Defensa, Lloyd Austin, le ordenó al Ejército realizar ataques aéreos contra instalaciones vinculadas con Teherán.

Tomado de https://uh-noticias.com/