junio 18, 2022

Sipinna y Unicef buscan frenar violencia contra niñez y adolescencia

El Sistema Nacional de Protección Integral de Niñas, Niños y Adolescentes (Sipinna) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) trabajan en la armonización legislativa de la prohibición del castigo corporal en niños y adolescentes, conforme a los estándares internacionales.

De igual manera, ambas instituciones impulsan herramientas de crianza positiva para madres, padres y personas cuidadoras, estimuladas con materiales aportados por dependencias gubernamentales con trabajo en niñez y adolescencia. Y promueven en las entidades federativas una consulta sobre el tema para personas adultas y la reactivación del conversatorio “Ni golpes ni gritos, ¿cómo los criamos entonces?”

Gabriela Polo Herrerad –directora de políticas de prevención y atención de violencias de la Secretaría Ejecutiva del Sipinna nacional–, indicó que “existen violencias que afectan a la niñez y adolescencia que se interrelacionan con factores recurrentes, como la violencia en el entorno familiar y el castigo corporal, entendido éste como una forma de educación validada por la sociedad”.

Por su parte, Constanza Tort San Román, encargada del despacho de la Secretaría Ejecutiva, señaló que la violencia contra los niños y adolescentes debe abordarse con un enfoque de integralidad y protección, perspectiva de género y en coordinación con las autoridades que integran los Sipinna.

En ese contexto, la coordinadora de Desarrollo Cultural Infantil de Alas y Raíces, de la Secretaría de Cultura, Guillermina Pérez Suárez, expuso que en 2019 con la colaboración de Sipinna surgió la convocatoria “Laboratorios lúdicos de artes”, una iniciativa para que niñas, niños y adolescentes participen en  manifestaciones y expresiones culturales con el acompañamiento de artistas y promotores culturales.

Agregó que la convocatoria de 2022 obtuvo una respuesta de más de 800 proyectos de los que se seleccionaron un total de 105. “Se llegó a 82 municipios en las 32 entidades federativas y a espacios comunitarios en donde se concentran áreas de vulnerabilidad en distintos tipos de albergues y escuelas”.

Tomado de https://contralinea.com.mx/feed/