octubre 8, 2021

Silvano Aureoles se gastó mil 200 millones de pesos en renta de helicópteros

El exgobernador de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, se habría gastado hasta mil 200 millones de pesos en la renta de siete aeronaves para vigilancia y uso personal por parte de los funcionarios de su administración, pagándolos a una empresa sin la experiencia necesaria para ello.

Esto fue revelado por el actual secretario de Gobierno de la administración de Alfredo Ramírez, Carlos Torres Piña, quien calificó como ‘insostenible e injustificable’ la forma en la que los servidores públicos del gobierno anterior hacían uso de estos vehículos, utilizándolos incluso para asuntos personales y familiares con cargo al erario.

De acuerdo con la información ofrecida por el actual funcionario, el gobierno de Aureoles firmó un contrato –por adjudicación directa- con una empresa de nombre B3 Fly Services S.A. de C.V. en diciembre de 2015, justo al inicio de su sexenio, para el arrendamiento de seis helicópteros y una nave de reconocimiento sigiloso.

El secretario de Seguridad Pública, José Alfredo Ortega Reyes, encontró sospechoso dicho convenio e incluso puso en tela de duda su legalidad, debido a que este fue celebrado apenas dos semanas después de que la empresa fue oficialmente constituida ante una Notaría Pública ubicada en el Estado de México.

Este periodo de 14 días fue utilizado por el anterior gobierno michoacano para preparar la adjudicación directa del contrato. Ortega también cuestionó que, con solo dos semanas de existencia, la empresa tuviera la experiencia y horas de vuelo necesarias para cubrir las necesidades del acuerdo; además de que era la propia administración pública quien cubría los gastos de reparación y la reposición en caso de pérdida total.

Torres Piña finalizó señalando que, una vez que se concluya con el proceso de entrega-recepción entre ambas administraciones –el día señalado es el 24 de octubre- se deslindarán las respectivas responsabilidades y se acudirá ante las instancias correspondientes, que podrían ser la Auditoría, la Contraloría e incluso la Fiscalía estatales.

Esta revelación pone en tela de duda los argumentos de Aureoles sobre los pagos a maestros de educación básica, ya que, durante los últimos tres años, Michoacán ha vivido una serie de protestas que han ido desde paros de labores hasta tomas de vías férreas por parte de los docentes que no habían recibido su pago y que forzó –en numerosas ocasiones- al gobierno federal a intervenir.

Tras dejar su cargo como gobernador, Aureoles anunció que se alejará por un tiempo de la vida pública, dedicándose a su familia hasta que sea tiempo de emprender un nuevo proyecto político.

Con información de Sin Embargo.

Imagen:

Tomado de https://www.themexico.news/feed/

A %d blogueros les gusta esto: