enero 17, 2022

Padre con Síndrome de Down trabajó y cumplió el sueño de su hijo: ir a la universidad

El amor de un padre lo puede todo. Gracias a su padre quien ha trabajado para que su hijo se gradué como dentista

El amor de un padre no conoce límites, esta es una bella historia de padre e hijo quienes contra todos los estereotipos han logrado alcanzar sus metas. Jad ha trabajado durante años para darle formación universitaria a su hijo y compartir con él una gran lección: “ninguna condición es una limitante en la vida de un ser humano para conseguir lo que se proponga”

 

 

Su padre ha sido un ejemplo de vida


Sader se siente afortunado de tener a un padre tan amoroso como Jad, que desde pequeño lo colmó de afecto y atenciones. Jad hizo que su hijo tuviera una infancia como la de cualquier otro niño, y aunque compañeros de Sader se burlaban de su padre, él nunca se avergonzó. Al ser el único hijo de Jad, volcó en él todo su amor y lo impulsó a concentrarse en sus estudios.

Jad se ha ganado el respeto de su comunidad donde es reconocido como un hombre trabajador y padre ejemplar

 

Una persona excepcional 

Pero Jad no solo ha sido un padre excepcional, también es una buena persona y un ciudadano ejemplar que se ha ganado el respeto y aprecio de su comunidad. Jad ama a los demás sin reservas y sin esperar nada a cambio, lo cual es algo invaluable en un ser humano.

Gracias al esfuerzo de Jad, Sader se graduó de la carrera de odontología en Siria, y más allá de eso, se ha convertido en un hombre responsable y amoroso. Su historia ha conmovido a muchas personas en las redes sociales por ser ejemplo de amor auténtico y por demostrar que los seres humanos podemos vencer cualquier limitación.

En sus redes sociales, Sader comenta, “Esta es una gran lección para todos aquellos que tienen etiquetas o prejuicios y para los que juzgan a otras personas en base a sus habilidades diferentes… Liberémonos de todas esas etiquetas que nos ponemos unos a otros en base a nuestras ideologías, color de piel o condiciones mentales y físicas, seamos todos simplemente HUMANOS”.

Una historia que nos inspira a ser mejores y siempre mirar adelante. Esto puede inspirar a tus amigos, compártela con ellos.

Sader Issa, originario de Siria, se siente muy orgulloso de su padre Jad, quien tiene Síndrome de Down y ha trabajado por más de 25 años en una fábrica para que él pudiera cumplir su sueño de convertirse en dentista

Escucha el podcast sobre “Becas para viajar” . Disponible en todas las plataformas digitales

Si quieres saber cómo viajar más síguenos:

Ahora que ya lo sabes, es momento de salir, descubrir el mundo y compartir este conocimiento con otros. 

Todas las imágenes son referencia al tema

 

 

Te recomendamos leer:



Comments

comments

Tomado de https://viajeropeligro.com/

A %d blogueros les gusta esto: