agosto 3, 2021

OMD, un legado de synthpop, electricidad, historias y sintetizadores

Lo que Orchestral Manoeuvres in the Dark (OMD) logró a lo largo, y sobre todo, al inicio de su carrera, fue algo perfectamente equilibrado, incluso antagónico hablando desde la experimentación con chispeantes éxitos de synth pop, en esos momentos, a finales...

// Por: Rob Anaya

Lun 2 agosto, 2021

Lo que Orchestral Manoeuvres in the Dark (OMD) logró a lo largo, y sobre todo, al inicio de su carrera, fue algo perfectamente equilibrado, incluso antagónico hablando desde la experimentación con chispeantes éxitos de synth pop, en esos momentos, a finales de los 70s, un género totalmente nuevo y con temáticas coherentes, fluidas y esplendorosas, llenas de ritmos mecánicos lo mismo que melancólicos. Su música logra tener momentos destacados que funcionan tan efectivamente por sí mismos, que hacen de su escucha una fantástica experiencia.

[embedded content]

Fueron introducidos a varios oyentes con sus ahora clásicos: “Enola Gay”“Electricity” o “So In Love”, lo mismo que construyeron también piezas instrumentales y ambientales, así como sombrías y encantadoras, o lo mismo más artísticas y poco convencionales para la música de aquel entonces, pero manteniendo el encanto pop que les distingue. Sin miedo a su ingenio.

[embedded content]

En los 80s y aún al día de hoy en pleno 2021, la verdad es que nadie puede negar que siguen sonando refrescantes y han trascendido lo que pocas bandas y artistas logran en la historia: trascender la barrera del tiempo. Son fieles y exquisitos a su estilo, siempre casados con sus tonos suaves que se van impregnando en el oído.

La inclusión de instrumentos nuevos siempre les dio otro giro a su música, así que, para el viaje de la arquitectura de composición, el grupo utilizó un Mellotron durante varias de sus creaciones, en especial las del Arquitecture & Morality, uno de los puntos más altos de su carrera, con esa magia que no percibes en otros registros de la cultura synth-pop.

[embedded content]

Aunque también estuvieron distantes por mucho tiempo, siempre se han mantenido vigentes gracias a sus éxitos y también con sus últimos 2 regresos, incluyendo una última visita al Pepsi Center en 2017 y regresando a Guadalajara para al edición del Corona Capital en 2019. OMD es simple y después de analizar toda la música posible que nos ofrecen, uno puede llegar a la conclusión que grupos así son excepcionales y a veces para bien o para mal poco comprendidos a nivel mainstream, ya que los tonos corales, industriales, suaves y helados ayudan a unir todo, y cuando se combinan con líneas sintéticas y la visión artística de OMD, todo se combina para crear una atmósfera hermosa y consistente, que deja la mayoría de las pistas sintiéndose agradablemente conectadas y cercanas, a pesar de su diversidad. De sensaciones primordiales y recuerdos infinitos, así es la música de OMD. Una banda siempre vigente que el día que vieron a Kraftwerk en vivo, sabían a que querían dedicarle sus vidas.

[embedded content]

#Expresion-Sonora.com #Sonora
Tomado de https://warp.la/

A %d blogueros les gusta esto: