abril 13, 2022

Chivas fue derrotado por Monterrey en el regreso de Vucetich al Akron

JOSÉ ÁNGEL RUEDA

Foto: Edgar Quintana | Mexsport

Dicen que para que la cuña apriete debe ser del mismo palo. Víctor Manuel Vucetich regresó al Akron para frenar el ímpetu de las Chivas en busca de un lugar en la Fiesta Grande. El “Rey Midas”, con sus Rayados, encontró oro en el recinto rojiblanco y con un contundente 1-3 puso las cosas claras. Los tres puntos, producto del partido pendiente de la jornada 12, le permiten a Monterrey meterse entre los cuatro primeros del campeonato; Chivas, en tanto, quedó fuera de la zona de repechaje y con la sensación de que este torneo tampoco están para fiestas.

Tal vez te interese: Delincuencia organizada, el supuesto motivo de la detención del auxiliar de Juan Reynoso

El futbol tiene esas cosas que mientras más está en juego más se cierran los espacios. Aunque Rayados parece tener encaminado su boleto a la Fiesta Grande, la urgencia de Chivas, en la estancado en la frontera del repechaje, hizo denso el trámite. Los primeros minutos fueron trabados y con escasas llegadas, aunque fue Monterrey quien impuso su mejor dinámica y generó peligro en la meta de Jiménez.

El equipo de Víctor Manuel Vucetich, viejo conocido en esos lares, no se salió del guión y a través del orden fue remontando metros. El primer aviso llegó con Jesús Gallardo, quien encontró posición de remate dentro del área tras un buen pase de Aguirre, pero el balón terminó en la humanidad del arquero. Minutos más tarde, el “Toro” Janssen hizo lo propio, pero una vez más el arquero salvó su marco.

Cuando Chivas parecía incapaz de generar peligro, ya rumbo a la recta final del primer tiempo, una falta imprudente de Celso Ortiz sobre el “Chicote” Calderón dentro del área le salió cara. El silbante advirtió el pisotón y no dudó en marcar la pena máxima, transformada en gol gracias a la sangre fría de Zaldivar, que engañó a Andrada.

El pecado de Chivas llegó en el tiempo de compensación, esos minutos malditos donde el equipo de Leaño suele dejar ir puntos. Rayados empató el partido en la pelota parada, tras un cabezazo de Gallardo dentro del área chica.

Pese al tiempo de descanso, las Chivas no olvidaron el golpe que supuso la igualada y en el segundo tiempo fueron superadas con claridad. Más allá de que la tenencia de la pelota fue del Rebaño, el vértigo de Rayados fue suficiente para decantar de manera definitiva la balanza.

El segundo tanto de los norteños llegó con una gran jugada colectiva en la que se combinaron Janssen, “Ponchito” y Maxi Meza; tras el toqueteo por la punta izquierda, el argentino finalmente le dio el balón a Vegas, quien definió de zurda dentro del área cuando el reloj marcaba los 58.

Diez minutos más tarde, Rayados volvió a golpear, esta vez con algo de fortuna, en un centro desde la derecha por parte de González que cruzó toda el área para vencer al “Wacho” Jiménez, totalmente vencido ante el amague de un disparo del “Toro” que finalmente no llegó, pero el balón ya llevaba dirección de portería.

A diferencia de los últimos partidos, cuando Chivas acarició la victoria, esta vez quedó lejos de incomodar la meta de Andrada, así como lejos luce la zona del repechaje. Ni la entrada de José Juan Macías cambió la dinámica. Aunque apenas son dos puntos los que separan al Guadalajara de Tijuana, dueño del anhelado lugar 12, en el Rebaño no abunda el optimismo. La Fiesta Grande luce lejana.

🔊Escucha nuestro podcast🔊

[embedded content]
Tomado de https://www.esto.com.mx/