‘Chayoteros’ afirman que agresión a Mario Delgado fue un montaje y periodistas los exhiben

Tras el incidente protagonizado por el líder nacional de Morena, Mario Delgado Carrillo, y algunos legisladores este viernes, el gobierno del estado de Tamaulipas asegura que los individuos que les cerraron el paso en la carretera entre Matamoros y Reynosa no portaban armas largas, tal como afirmaban los afectados.

Después de que la noticia se hizo pública, el gobernador de la entidad, Francisco García Cabeza de Vaca, se puso en contacto con la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, para desmentir la versión compartida por el dirigente morenista durante una transmisión en vivo en el momento de los hechos.

El mandatario aseguró a las autoridades federales que los individuos que le cerraron el paso a la camioneta en la que viajaban Delgado y su comitiva no estaban armados, de acuerdo con los datos que obtuvieron de parte del Centro de Comando, Control, Comunicaciones y Cómputo del estado (C4).

Pese a que esta versión fue respaldada por algunos de los principales comunicadores del país, como Joaquín López-Dóriga o Ciro Gómez Leyva –a quien le fue facilitado un video por parte del gobierno de Tamaulipas-, periodistas independientes han puesto en duda las afirmaciones realizadas por las autoridades estatales.

En su programa, el conductor de Imagen Televisión mostró una grabación del C4 en la que, presuntamente, se muestran los dos vehículos circulando por la carretera, con los presuntos agresores muy cerca de la SUV de Delgado e incluso se alcanza a observar al hombre que iba sentado en la batea de la camioneta de estos.

Sin embargo, la camioneta que Gómez Leyva –y el gobierno estatal- identificaron como la de Mario Delgado y su comitiva, portaba una calcomanía en el vidrio trasero; mientras que en el video realizado por el periodista Carlos Domínguez –quien venía dando cobertura a la gira- se observa que el transporte no tenía ninguna pegatina.

Esto también fue observado por el periodista quintanarroense Amir Ibrahim, quien señaló esta inconsistencia a través de su cuenta de Twitter. Tras la campaña mediática para deslegitimar la denuncia de Delgado, el propio Domínguez –corresponsal de Nación 14- emitió un comunicado a través de sus redes.

En la grabación, el reportero aseguró que la camioneta pick-up gris se emparejó con el vehículo del político; sin embargo, todo parecía estar bajo control. Sin embargo, los obligaron a detenerse por completo y, en determinado momento, uno de los individuos les apuntó con un arma de alto calibre (presuntamente una AK-47).

En ese momento, Domínguez tomó la determinación de grabar el incidente, cuidando que los individuos no notaran que tenía su celular en la mano; sin embargo, para ese momento ya habían guardado el arma y seguían insistiendo en que los morenistas descendieran de la camioneta.

El testimonio de Dominguez fue agradecido por el propio Mario Delgado, quien destacó el profesionalismo y la valentía mostrada por el reportero para documentar el momento en el que fueron amenazados durante su viaje, a través de su perfil de Twitter.

Por ello, pidió no hacer caso a las versiones difundidas por los voceros de la derecha, quienes afirman que se trató de un ‘montaje’. El productor Epigmenio Ibarra también descartó esta teoría, notando que, en el video de Delgado, se observa un objeto semejante a un arma de alto poder sobre el tablero de la camioneta de los perseguidores.

Con información de El Financiero.

Imagen: ESPECIAL

Tomado de https://www.themexico.news/feed/

A %d blogueros les gusta esto: