octubre 31, 2022

Banorte sube pronóstico de crecimiento de México en 2022, aunque ve mayores riesgos

Forbes México. Banorte sube pronóstico de crecimiento de México en 2022, aunque ve mayores riesgos El principal riesgo para el crecimiento económico del país está en la posibilidad de que los bancos centrales sigan subiendo las tasas de interés, indicó Banorte. Banorte sube...

Luego de que la economía mexicana tuvo un mejor comportamiento de lo esperado en el tercer trimestre del año, Banorte elevó su estimación de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) para 2022 de 2.1 a 2.7%; sin embargo, consideró que los riesgos de corto plazo están aumentando, por el que en 2023 solo avanzaría 1%.

De acuerdo con la institución financiera, entre los factores que podrían afectar el PIB en los últimos 3 meses del año está la aceleración en el apretamiento monetario que impacta a la demanda prospectiva.

Además, que los precios energéticos han aumentado tras las acciones de la OPEP+, a pesar de una moderación en los precios de los commodities, lo que se suma todavía a cierta incertidumbre sobre el invierno en Europa a pesar de la acumulación de inventarios.

Lee: Economía de México crece más de lo esperado en tercer trimestre

El principal riesgo en este último frente sigue siendo la dinámica de precios, posiblemente un combustible adicional para que los bancos centrales sigan subiendo tasas, incluso a pesar de mayores señales de una próxima desaceleración económica, e inclusive recesión, en 2023”, afirmó.

Para Banorte, si bien los factores por la pandemia y sus disrupciones han disminuido, choques adicionales no pueden descartarse en la medida en que continúe la política de Covid-cero en China, incluso si el gobierno sigue impulsando políticas económicas más acomodaticias.

La institución financiera expuso que en México la demanda ha permanecido resiliente a pesar de mayores presiones inflacionarias, sostenidas por la recuperación del empleo y remesas fuertes, las cuales siguen muy atadas al mercado laboral en Estados Unidos, aunque podrían a comenzar a desacelerarse conforme las alzas del Fed son asimiladas.

Por su parte, la inversión continúa rezagada, con la construcción impactada por altos costos, especialmente en el frente residencial, debilidad que no ha sido completamente compensada por el empuje de los proyectos gubernamentales y los esfuerzos de nearshoring.

No te pierdas: Expertos ven señales de recuperación tras crecimiento del PIB de México

“Creemos que estos serán clave para un dinamismo adicional de México una vez que este periodo de fuerte incertidumbre pase, esperando que algunas compañías retrasen algunos esfuerzos dado que los costos de financiamiento están aumentando y se anticipa una desaceleración”, apuntó.

Ante este escenario, la institución financiera previó que a pesar del mayor dinamismo en 2022, existen en el horizonte mayores riesgos y mantuvo su expectativa de una expansión de solo 1.0% en el PIB el próximo año.

Esto todavía incorpora una contracción secuencial cerca de mediados del año, considerando los riesgos de una posible recesión en Estados Unidos en medio de condiciones monetarias y fiscales menos acomodaticias y otros factores. A lo anterior se unen los efectos de una inflación persistentemente alta a nivel local, lo que probablemente impactará a la demanda interna”, detalló Banorte.

¿Ya nos tienes en Facebook? Danos like y recibe la mejor información

Tomado de https://www.forbes.com.mx/