Aaron Judge posterga su cita con la historia tras el triunfo de los Yankees sobre Red Sox

No fue ante Michael Wacha, tampoco frente a John Schreiber y mucho menos contra Matt Barnes. “El Juez” se quedó con ganas de dictar su sentencia número 61 de la temporada, la cual le hará empatar la cifra de más cuadrangulares para un pelotero de la Liga Americana y que en 1961 estableció otro exyankee como Roger Maris.

TE RECOMENDAMOS: Jonathan Aranda tiene el sueño de afianzarse en las Grandes Ligas

Aaron Judge estuvo cerca de enviarla del otro lado de la barda para dejar en el terreno al acérrimo rival, los Medias Rojas de Boston, solo que prácticamente recargado en las tablas apareció Kiké Hernández para apagar el cohetón. El patrullero de la derecha le supo encontrar el lanzamiento a Barnes, lástima que esa pelota no quiso viajar un metro más para pasar a la historia.

Antes de esa acción que puso al filo de la butaca a todo Yankee Stadium, Judge realmente la pasó mal con tres pasaportes y un ponche. El nacido en Linden, California, terminó sumando un juego más sin poder raspar la serpentina de Wacha, el abridor patirrojo, y es que antes de este encuentro Judge iba de 14 nada ante los pitcheos del otrora estelar de los Cardenales de San Luis.

Sin embargo, fuera de la historia de Aaron Judge, los Yankees hicieron válidos los pronósticos y se agenciaron el primero de una serie de cuatro enfrentamientos. La pizarra final fue de 5 carreras a 4, siendo Josh Donaldson el héroe de la película para los neoyorquinos con un sencillo que llevó a Marwin González hasta la registradora, esto en la parte baja del décimo capítulo. Nueve entradas no fueron suficientes.

Los Bombarderos del Bronx habían timbrado primero ya que en la quinta, Higashioka remolcó una con elevado de sacrificio, mientras que en el sexto inning, Giancarlo Stanton conectó su vigésimo octavo palo de vuelta entera en el año llevándose entre las espuelas a Donaldson. El gran lío para los Yankees fue que el relevo de Schmidt echó por la borda una pulcra labor monticular de Jameson Taillon, de solo cuatro hits permitidos, una base por bola y ocho chocolates en seis completas.

Boston hizo cuatro rayitas en la séptima, incluido el jonrón de tres carreras del emergente Reese McGuire, aunque los Yankees lograron igualarlo para enviar a extra innings.
Para Judge, será volverlo a intentar este viernes ahora contra otro “caballo” de la lomita como lo es el veterano Rich Hill.

Recibe vía WhatsApp todas nuestras noticias deportivas, manda la palabra ALTA en este enlace

  🔊Escucha nuestro podcast🔊


Tomado de https://www.esto.com.mx/